Project-Id-Version: PROJECT VERSION POT-Creation-Date: 2016-03-20 22:10-0500 PO-Revision-Date: 2016-03-21 12:16+0900 Last-Translator: NAME Language-Team: LANGUAGE MIME-Version: 1.0 Content-Type: text/plain; charset=utf-8 Content-Transfer-Encoding: 8bit Plural-Forms: nplurals=2; plural=(n!=1); Language: es X-Generator: Poedit 1.8.7

 

zoom_border

 

zoom_border

 

 

 
Menú
Buscar
Estudiantes de Básica y Media
Submenú
 
APRENDIZAJE MÓVIL: UNA ESTRATEGIA PEDAGÓGICA PARA DESARROLLAR COMPETENCIAS COMUNICATIVAS
Creado:17-02-2018

 

 

 APRENDIZAJE MÓVIL: UNA ESTRATEGIA PEDAGÓGICA PARA DESARROLLAR COMPETENCIAS COMUNICATIVAS

Con el pasar del tiempo he aprendido que los procesos de comunicación se van desarrollando durante toda la vida.

MG. Rosyaira Meza Contreras

     Esta maravillosa experiencia inicia hace tres años en la Institución Educativa número cinco sede Sindelima de Maicao - La Guajira Colombia, en un momento de mi vida profesional y laboral muy importante, pues había llegado a una nueva institución luego de haber trabajado varios años en el sector privado, como es de esperar cuando eres el último en llegar todos te miran “raro”. Pero en realidad no era está mi preocupación en ese momento, estaba ansiosa por saber ¿Quiénes serían mis estudiantes?, ¿cómo me recibirían ese primer día?  Afortunadamente fui bien recibida y en unos meses ya había ganado experiencia, la confianza de directivos, compañeros, estudiantes y padres de familia. Sentí mucha felicidad.

 

    Como Etnoeducadora ha sido de mi preocupación y estoy segura que de muchos docentes la formación de nuestros estudiantes desde espacios formativos que apunten a un ejercicio auténtico de producción discursiva, y que este a su vez se presente de forma clara, oportuna y precisa; sin embargo la falta de algunos recursos didácticos y creatividad nuestra en la práctica pedagógica no permiten favorecer en nuestros estudiantes el desarrollo de competencias comunicativas. Fue precisamente en un aula de clases de esta institución pública donde mirando los rostros inocentes de 35 niños de básica primaria entre los 9, 10 y 11 años de edad, comencé a impartir  clases en todas las áreas del saber para el grado quinto. Día a día me preguntaba ¿Será que a mis estudiantes les gusta la forma como doy mis clases?, los veía disfrutar de algunas actividades, pero aun así sentía que debía dinamizar un poco más mi proceso de enseñanza, puesto que en un diagnóstico realizado en el área de lenguaje pude evidenciar dificultades en el componente comunicativo, los niños no se motivaban a expresarse en público, se mostraban tímidos, no tenían muy buena fluidez verbal, presentaban pocos hábitos de lectura y lo más grave era que no tenían apoyo de los padres de familia en su proceso de formación, de hecho muy poco asistían a reuniones de informes académicos.

 

    Con la realidad que afrontaba, decidí hacer una pausa y reflexionar sobre las estrategias metodológicas que había trabajado hasta entonces, e inicie una mirada a la riqueza cultural de mis estudiantes. Poco a poco fui notando algunas habilidades  en los estudiantes como por ejemplo: algunos por herencia cultural les gustaba cantar música vallenata u otros géneros, pero lo hacían a escondidas de sus compañeros, otros escribían poemas, pero solo lo hacían por una calificación, en algunos casos se atrevían a participar en obras teatrales y un grupo más pequeño que eran los niños de etnia wayuu sentían completa apatía por participar en alguna actividad que tuviese relación con hablar o exponer ideas frente a otras personas.

 

     Esta situación causó conmoción en mí y a su vez hizo interrogarme ¿Qué hago para motivar a mis estudiantes? ¿Cómo los hago apasionar por la lectura? ¿Cómo puedo desarrollar competencias en ellos para comunicarse? Mientras tanto fui tratando de ganarme la confianza de mis estudiantes diseñando cada sesión de clases de manera lúdica y llevándolos a otros espacios de aprendizaje diferentes al aula de clases, pero aun así no obtenía los resultados que deseaba. Había logrado crear lazos de afecto pero la timidez, la poca expresión oral y falta de competencias comunicativas eran las mismas… ¡Dios mío, como lograrlo!

 

    Cierto día en una clase de lenguaje trabajaba el género narrativo y se me ocurrió la idea de grabar en audio cuentos que habían sido de la inspiración de algunos estudiantes. Para esta actividad utilizamos un programa interactivo que permite grabar sonidos; al reproducir sus voces noté el asombro de los estudiantes, entonces les pregunte si querían grabar todas sus historias. Todos dijeron siiii. Fue este momento sublime del acto pedagógico que provocó nuevos interrogantes: ¿será posible que los estudiantes desarrollen competencias comunicativas desde herramientas móviles? ¿Qué herramientas móviles se podrán utilizar para que mis estudiantes sean competentes comunicativamente? ¿Cómo puedo implementar el aprendizaje móvil fortaleciendo la educación para todos?

     La estrategia que implemento desde entonces en mi práctica pedagógica consiste en desarrollar competencias comunicativas desde el aprendizaje móvil, es decir, desde la incorporación de algunas herramientas tecnológicas asequibles como tabletas, pc, teléfonos inteligentes, mp3 y grabadoras, aclaro que aunque estas herramientas son de fácil acceso los estudiantes no contaban con ellas, ya que  provienen  de hogares humildes pertenecientes a estratos 1 y 2 , en otros casos de familias disfuncionales, razón por la cual se gestionó con la rectora de la institución, quien muy apropiada y emocionada con la idea permitió  el acceso a las salas de informática de la institución de manera programada para llevar a cabo el proceso que muy seguramente conllevaría al desarrollo de nuevas habilidades para nuestros niños.

     Quiero destacar que mis reflexiones fueron soportadas por algunas teorías que dieron luces a la solución de mi problemática.  Bernard Shaw por ejemplo planteo la idea de generar aprendizajes desde la lúdica para que  mediante estos espacios se presenten diversas situaciones de manera espontánea,  y generen momentos de satisfacción en los niños, así mismo  Olvera(1986) hace referencia a que enseñar competencias para la vida, supone un cambio necesario en las estrategias metodológicas de aprendizaje. Por otra parte la UNESCO (2010) se fija metas direccionadas desde al aprendizaje móvil a una educación para todos, a lo que hoy por hoy llamamos “Educación inclusiva”. Estas ideas fueron encaminándome a la búsqueda de una estrategia que me permitiera atender a la diversidad educativa y hacer ese cambio en mi práctica de aula como tanto lo soñaba.

     La propuesta que he desarrollado desde el 2014, ha tenido tres fases: En primer lugar se hizo una motivación a los estudiantes para asumir el reto de crear sus propias historias , se entregó poesías del reconocido autor Pablo Neruda para conocerla, y a partir de ese conocimiento entrar a elaborar algunas sobre temas de su interés , grabaciones con notas de voz, narraciones campestres de sus abuelitos, entre otros, a los niños hablantes de la lengua wayuunaiki se les dio la oportunidad de realizar sus grabaciones en lengua materna utilizando conocimientos propios de su cultura los cuales eran compartidos con todo el grupo. En un primer momento estas las hacían con celulares; después les presenté en un computador portátil el programa interactivo editor de audio AUDACITY que permitía hacer grabaciones y recrearlas con animaciones, desde allí todos comenzaron a realizar sus producciones en lo que más les gustaba.

     En una segunda etapa se tomaron todas las creaciones de los niños y se insertaron en el editor de audio, con la integración de directivos y docentes de primaria de la institución se logró acceder a los equipos necesarios. Nuestras primeras producciones en audio no fueron satisfactorias, fue un poco difícil, los estudiantes lo intentaban una y otra vez, en algunos casos reían y en otros hasta se mostraban molestos porque querían una versión mejor, pero aun así su motivación fue creciendo hasta que sorprendentemente lo lograron. La docente dio unos lineamientos curriculares para que cada niño tuviera la oportunidad de crear, evaluar y proponer las actividades que iban desarrollándose, de esta manera entre todos se iban generando nuevas ideas.

      La tercera etapa consistió en la participación de los padres de familia en la propuesta, a ellos se les motivo con la creación de un grupo en whatsApp donde se mantenían informados y mediante una encuesta estuvieron de acuerdo con las actividades que para ello se requerían, luego se les planteó la idea de construir una cabina artesanal que permitiera atenuar la reflexión acústica, esto se realizó con asesoría del profesor de ciencias. Para ello se consiguió madera, cartones de huevos, espumas, esponja, una silla, micrófono, tela transparente y pegamento. La docente con su rol de orientadora guiaba paso a paso las actividades a desarrollar, los estudiantes se distribuían voluntariamente los materiales requeridos para el diseño de la cabina. Las producciones en audio (poemas, canciones, cuentos, tutoriales, entrevistas, reportajes, grabaciones de voz) se realizaban en grupos de cinco estudiantes, se hicieron también narraciones en wayuunaiki, entre estas mitos que se asocian a la vida en ese universo del wayuu y por supuesto se aprovechó del talento y habilidades que tenían padres de familia para diseñar la cabina de grabación a la que le dimos el nombre de “Outsü[1] STUDIO Nombre wayuu. Este diseño causa mucha motivación en los estudiantes indígenas.

    Para evaluar esta propuesta consideré pertinente implementar la evaluación formativa, es decir sistemática, continua y cualitativa. Para este proceso se tuvo en cuenta el progreso alcanzado y así mismo los desaciertos para el respectivo fortalecimiento de logros, de igual manera se hicieron las respectivas mediaciones para propiciar el conocimiento y desarrollo de competencias en los estudiantes.

     Luego de todo un proceso de valoración pedagógica llego el momento más esperado…La emoción y satisfacción de los niños era evidente, en este momento fueron socializadas sus producciones radiofónicas (español y wayuunaiki), a través de una emisora virtual publicada en la red social RADIOTECA. NET compartido para comunidades académicas desde cualquier parte del mundo. En el año 2015 se participó en el Foro Educativo Nacional FEN con la presentación de una video clases, así mismo el contenido de la propuesta fue publicado en blogs y en la plataforma AKUMAJA de la Universidad de la Guajira para propiciar el encuentro y compartir la experiencia entre investigadores, docentes y estudiantes. “Durante dos años consecutivos (2015-2016) se participó   en la convocatoria de la red colombiana RedCOLSI a nivel departamental y luego clasificados para participar a nivel nacional en las ciudades de Cúcuta y Barranquilla respectivamente, las muestras de libros de historias diseñados por los niños permitió la participación a través del portal Colombia Aprende en un concurso de cuentos de la Fundación MAPFRE, así mismo el reconocimiento por el programa todos a Aprender del MEN. Todas estas han sido experiencias inolvidables.

     Es realmente satisfactorio tener que reconocer que esta estrategia puesta en marcha ha dado excelentes resultados , con gran impacto , se ha logrado romper la barrera del silencio en algunos estudiantes y se han desarrollado competencias comunicativas para hablar, leer y escribir, se implementó  de manera pertinente el aprendizaje móvil con el fortalecimiento de uso de herramientas tecnológicas, además de ello  la estrategia se ha llevado a cabo para la realización de actividades institucionales , al igual que los estudiantes  tuvieron la oportunidad de autoevaluar su propio aprendizaje aportando a la institución un aumento progresivo del (ISCE) Índice Sintético de Calidad Educativa y como imaginarlo!! La obtención de dos menciones honorificas consecutivas por parte de la institución a mi labor pedagógica, estas por “Apropiación de la función docente” y “coadyuvar al mejoramiento de la calidad de la educación en la institución”.

     Es de relevante importancia destacar el impacto social y académico que hizo trascender esta estrategia, comenzando por lo significativo que fue para mí desde el quehacer pedagógico lograr que los  padres de familia se involucraran en el desarrollo de la propuesta, al igual que poder conseguir que los abuelitos de los niños grabaran  cuentos sobre tierras lejanas, duendes, pigmeos , hadas que condicionaban  toda una vida llena de valores y principios; también el hecho de que con esta propuesta se lograra crear el semillero de investigación “PEQUEÑOS EXPLORADORES” , que los docentes de la sede participaran en grabaciones realizadas para eventos institucionales, la transversalidad con todas las áreas desde el currículo institucional y por supuesto el mejoramiento del desempeño académico de los estudiantes a nivel Nacional.

    La transcendencia de mi propuesta no solo se enfoca en el desarrollo cognitivo que han alcanzado los estudiantes, sino también en la madurez profesional que he obtenido con el desarrollo de la misma, lo expreso de esta manera porque hoy luego de todo un proceso de formación y sentada en mi computadora escribiendo esta experiencia recuerdo el día en que asumí el reto de hacer en mi práctica docente algo que ganara el interés de mis estudiantes para que tuvieran una comunicación asertiva. Ahora comprendo que para educar no solo debemos tener en cuenta una planeación que hay que cumplir, lo primordial es escudriñar en el estudiante sus necesidades y partir de las mismas para crear espacios de formación que se pueden articular con el uso adecuado de herramientas móviles, partiendo de que estas son atractivas para los niños.

     Con los resultados obtenidos respondo a los interrogantes que en un momento desde el aula de clases me hice y efectivamente si se puede aplicar una educación para todos y con todos utilizando estrategias pedagógicas desde el aprendizaje móvil. Ahora mi mayor deseo es poder fortalecer día a día esta estrategia con el aporte de ideas de maestros que deseen contribuir al mejoramiento de la calidad educativa en nuestro país. Es de mucha satisfacción no solo saber que hoy tengo estudiantes con capacidades para escuchar, hablar leer, y escribir. Lo que realmente me hace sentir orgullosa es que tengo… ¡niños felices!

 

vease: Radioteca. net (SINDELIMA NOTICIAS)   

https://www.youtube.com/watch?v=G2XySXajEiw&t=4s

 

 

  

 


[1] La Outsü es la persona en la etnia wayuu que tiene el poder de interpretar los sueños.